foto1 foto2 foto3 foto4 foto5


>

Tras la salida de la versión PS2 de Resident Evil 4, Capcom lanzó un reportaje en forma de libro-DVD en el que muestra la historia de los habitantes aldeanos en Europa. Términos como Las Plagas, los Iluminados o Saddler te irán sonando leyendo este artículo. Lo puedes encontrar en modo video, texto o imágenes a alta resolución.

 

Las Plagas y su poder    

Modo Vídeo

A continuación el video completo que relata los hechos ocurridos en Europa durante la investigación del agente Leon S. Kennedy en busca de la hija del presidente. También disponibles varios de los trailers que promocionaron el juego antes de su salida al mercado.

 

bh4incubate

   Biohazard 4 Incubate

   Fecha Agregado: 20 Agosto 2019
   Formato: MP4II
   Tamaño: 1,73 GB

Descargar          YouTube

Electronic Entertainment Expo 2004 TrailerElectronic Entertainment Expo 2004 Trailer

Tokyo Game Show 2004Tokyo Game Show 2004

Trailer 3 y 4 (Tokyo Game Show 2005)Trailer 3 y 4 (Tokyo Game Show 2005)

Trailer 5 Resident Evil 4 (PlayStation 2)Trailer 5 Resident Evil 4 (PlayStation 2)

 

Modo lectura    

Modo Texto

Los malos pensamientos, caen como gotas en una corriente clara. Silenciosamente forman ondas en el agua y en poco tiempo la corriente estará manchada como si fuera barro. El corazón puro es pervertido, manipulado y trabado en cadenas como si fuese un maleficio.

Hay una aldea, dirigida por malas enseñanzas, una aldea de tristeza. Ninguna flor por el camino, ninguna voz festiva, ninguna huella del calor de vida donde quiera que te encuentres. La única pista de los aldeanos que solieron vivir aquí era puesta en bosquejos y en memos pobremente escritos, dispersos y rezagados.

En esta aldea,

Las personas aprecian mucho a sus mayores, a sus vecinos y a las caras sonrientes de sus niños.

Es una vida simple y jovial, donde las personas trabajan duramente para mantener viejas costumbres y tradiciones.

Una vida tranquila. Durante este apacible periodo de tiempo, nací, y me volví hacia el terreno. Amo este pueblo.

Deseo que continúe igual por siempre. Algunas veces pararía por ahí para pedir prestado el pincel de escritura del pueblo, y anotar cosas acerca de esta aldea maravillosa, y que pasen hacia los niños aún nonatos de próximas generaciones.

Ambos hombres y mujeres trabajaron duro en la aldea.

Cuando la estación de sembradío llegó, el pueblo entero estaba ocupado con las preparaciones. En el estimulante sol de la mañana, la campana sonaba, y las personas se dirigían hacia las formalidades.

Las gotas de sudor brillaron con luz tenme en el sol sobre las frentes de los hombres cultivando el suelo.

Las mujeres cantaban y hablaban, pero estaban también ocupadas ayudando con la siembra.

A medio día todo el mundo se sentaba y relajaba, y comían sus almuerzos que habían estado empacados por ellos. El pan recién asado al horno preparado por las esposas de los hombres los ayudaría a recobrarse de la fatiga. Y entonces, regresaban a trabajar.

Para los aldeanos, trabajando los campos como criando a los hijos.

Con el amor de los aldeanos, y la bendición de la naturaleza, habría una buena cosecha dentro de poco.

Fue lo mismo para mi. Incluso los niños comenzaban a ayudar cuidando a las vacas y los pollos en una edad muy joven. Desde que eran solo niños, era un trabajo arduo transportar los cubos llenos de leche que los hombres habían ordeñado de las vacas. Las corbatas de sangre en el pueblo fueron firmes, se podría decir que la aldea fue como una gran familia. Cada niño en el pueblo supo que cuando crecían, ayudaban al pueblo a prosperar en la medida de su habilidad.

Mi papá fue un hombre de pocas palabras, pero él tuvo un agarre firme en las ubres de las vacas, y me dejó saborear algo de leche de su dedo. Tuvo una dulzura apenas perceptible, y un sabor muy enriquecedor. Fue delicioso. En solo unas horas, llegaríamos a beber esta leche en casa.

En la tarde de nuestro día de descanso, uno de mis amigos nos invitó a cenar.

Él estaba trabajando excavando el viejo castillo de cerca. Desde que estaba feliz de poder hacer su parte en un trabajo tan importante, nos contaba acerca de ello y presumía un poco. Tenía muchos platos deliciosos puestos en fila. Pero para mi, la fiesta más grande era sentarnos juntos, como una familiar. En esta casa también, apreciaban los muebles y la vajilla de viejos tiempos, y tomaron buena cautela de eso. Condujeron una vida simple, tanto como nuestra familia, pero la moda ordenada que tenían, se organizó y todo fue muy agradable.

En el jardín de afuera, tenían una pequeña cama de flores. Se pusieron delante, y agarré mi pincel. Como un agradecimiento por la cena, pinté un retrato que podrían dar a su cuerpo cuando creciera. Todos ellos sonrieron, tímidamente. ¡Gracias, por sus lindas caras sonrientes!

En esta aldea, hay un cuento que ha sido heredado a través de generaciones. Es un cuento de alabanza, del primer señor del castillo, quien luchó contra el paganismo en este lugar.

Gracias a ese señor, este pueblo existe, y podemos continuar viviendo en paz. Usualmente, es un cuento relatado por abuelos para sus nietos, mientras las mamás de los niños y los padres están fuera trabajando. En la casa de al lado, la abuela le contaba a su nieta mientras cosía. Y un día, esa nieta probablemente será una abuela, y ella le narrará el cuento a sus nietos de la misma manera.

El señor original del castillo fue un hombre con un sentido fuerte de justicia, quien protegió a los aldeanos. Como el señor actual, Don Ramón.

¡El tiempo de la cosecha finalmente ha llegado!

Se espera que sea una gran cosecha sobrante este año, la cual podemos vender a un buen precio en el pueblo vecino. Por ese dinero, podremos conseguir cosas que no están disponibles en la aldea, tales como gasolina. Todos los aldeanos trabajaron juntos para cargar el camión con los cultivos sobrantes y si bien fue un trabajo arduo, los niños también ayudaron. El conductor pisó el acelerador, y el camión se puso en marcha. Los niños deben estar extasiados, esto es por lo que todos en el pueblo han sido criados para saber. Todos desean que los niños lleguen a ser fuertes y saludables.

Cuando todo el trabajo estaba hecho, era ya el ocaso.

¡Mañana es el festival de la cosecha! Debería irme a dormir temprano hoy y levantarme temprano mañana.

Hoy es la celebración de la cosecha. Una ceremonia en agradecimiento por nuestra buena cosecha. Se come bien, tanto como quieras, se baila en círculos, y después de toda la diversión, te acuestas y observas el panorama plagado de estrellas. Y aunque es muy de noche, los niños tienen permiso de acostarse tarde y jugar siempre y cuando se reúnan.

Desde que es uno de los pocos días especiales de fiesta para la aldea, los padres están dispuestos a dejar a los niños desvelarse simplemente por esta noche. Y desde que todos han estado trabajando tan duro, juntos disfrutan de este día especial. Las personas leen las historias que ellas mismas han escrito en voz alta, las familias se unifican y cantan en coro, y algunas personas le dicen a ese alguien especial lo que sienten por ellas. Y finalmente, el hombre con la guitarra toca su canción y canta dando las gracias por la buena cosecha. Como él canta, aún las personas más tímidas de la aldea se integran al grupo, y la sonrisa como el pueblo se unen en la felicidad.

Por alguna razón, el jefe de la aldea no apareció este año. Al menos que el señor Méndez esté probablemente en la iglesia con el sacerdote, haciendo el arduo trabajo que no pudo hacer, supongo.

Por aquí, un montón de gente trabaja hombro a hombro para cocinar. Todo el mundo hace su justa parte. Usamos cultivos que crecen alrededor de la aldea, leche de las vacas, huevos de los pollos, peces del río, ingredientes que colectivamente le compramos al pueblo, y entonces todo el mundo lleva de regreso a casa su parte. Mi hermano vivía cerca, tuvo que cargar su vehículo con sus bienes, y los dos caminamos con el solo iluminándonos las hojas de la zona.

Oímos a las aves cantar, miramos flores al lado del camino, y nos divertimos hablando todo el transcurso hasta su casa.

La familia de mi hermano vino afuera a encontrarse con él, y como les hizo señas, él y su caballo adquirieron el paso y se dirigieron hacia la casa. Amarró el caballo al poste. Había llevado una parte de las cosas de nuestro padre retrasado de las que mi hermano iba a encargarse.

Ya era tiempo de volver a casa, pero fue lindo pasar algún tiempo con mi hermano.

Desde que el jefe del pueblo había anunciado que quería que todos en la aldea se reunieran en la iglesia el próximo domingo, le recordé a mi mujer e hija que teníamos que ir.

Después de que el jefe de la aldea terminó, el Señor Saddler dio su sermón.

Lord Saddler fue una persona que el jefe del pueblo respetó y reverenció, y un superior en la organización religiosa Los Iluminados. Tuvo que venir aquí especialmente por el bien de nosotros los aldeanos, y realizó un maravilloso sermón que duró por horas. En vez de solo tratar de purificar la impura sangre de paganos como nosotros, intentó enseñarnos cómo limpiar nuestra alma, y encontrar el verdadero camino a la felicidad.

Pagano... me pregunto si él fue uno también.

Mi amigo, quien nos invitó a cenar, es decir. Poco después de eso, su personalidad había tomado un cambio completo, de tranquilo a violento. Daba miedo... Si uno no asistiera a los sermones, no podría encontrar el camino hacia la felicidad.

La organización religiosa, Los Iluminados, estaba allí para protegernos, y salvarnos de nosotros mismos. ¡Una acción tan generosa, una acción admirablemente generosa!

A fin de purificar nuestra sangre impura, nuestros corazones tuvieron que volverse igual a uno. Tuvimos que ponerle fin a nuestra sucia ascendencia. Todos los aldeanos se pusieron en fila, para recibir la sagrada sangre. Esta vez, fue el turno de mi hermano. De repente, él me miró y gritó ¡"Hermano! ¡Ayúdame!" se rehusaba a tomar parte en la ceremonia. Para que nosotros los aldeanos nos volvamos uno, fue imperativo que nadie se negase. Todos consultaban al jefe amable de la aldea y al señor Saddler sobre qué hacer acerca de ello. Después de haber hablado con la familia de mi hermano, y habiendo también aceptado la ceremonia, mi hermano aceptó dentro de poco.

En este día, los aldeanos llegamos a saber la verdad. El primer señor del castillo había tenido celos de los Iluminados, y había pasado a estar en el camino de sus buenas obras. Y el señor Ramón, para restaurar relaciones con la organización religiosa, contribuyó en gran medida a su causa. El cual quiso decir que el cuento heredado a través de generaciones no había sido nada más que una gran farsa.

Me pregunto si el obstáculo estaba fuera del camino ahora... Mi mujer tosió, y noté la preocupación mostrada en su cara. Poco después de cenar, ¡mi hija repentinamente comenzó a echar espuma de su boca! ¡Su cara se deformaba por el terrible dolor, y sus extremidades se agitaban furiosamente!

¡Tengo que ayudarla! OH Dios mío, ¡¿qué debo hacer?!

Mi hija... mi preciada hija... ¡está MUERTA!

Miré a mi mujer, ella solamente estaba parada con la mirada inexpresiva en su cara. Simplemente no puedo creer lo que acaba de ocurrir... ¡me rehúso a creerlo!

Mi cabeza comenzó a dolerme, como si estuviese a punto de separarse en dos. Sentí como si toda la sangre en mi cuerpo hirviera, como una fiebre terriblemente dolorosa. Después, repentinamente oí la voz de mi hija en mi cabeza, y mi cuerpo entero comenzó a agitarse.

"¡Tú, pedazo de inútil de mierda!"

Corrí hacia la casa de mi hermano tan rápido como pude. Algo estaba mal con su hijo.

Él estaba en la cama, y alrededor de su boca había señales de expulsión de sangre, le pregunté, y me dijo que le dolía todo su cuerpo. Sus ojos me relumbraron, manchados con locura, y me tapé las orejas tratando de excluir sus palabras de dolor.

Durante los próximos días, todos los niños en la aldea habían muerto. Todos nuestros preciados niños se fueron, ninguno quedó. Ninguno...

El número de adultos que perdían la razón, o había perdido todas las señales de emoción, crecían rápido. Empezaban a hacer cosas extrañas, algunos se rehusaban a comer, y otros estaban todo el tiempo susurrando como si hablaran mal de alguien, se iban por mucho tiempo, y entonces regresaban.

Esta mañana... también tosí sangre.

Hemos recibido un mensaje del jefe del pueblo.

"La vida del Señor Saddler puede estar en peligro. Si alguien comienza a curiosear por aquí, mátenlo".

¡Maten a cualquier intruso a la vista!

La cabeza de uno de los hombres enfrente de mi se separó en dos.

¡Por nuestro gran Lord Saddler!

¡Por favor bendícenos con tu siguiente orden!

La aldea es ahora una encarnación de miedo.

Con personas que perdieron su rumbo, personas intrigantes, personas que buscan conflicto.

 

Las Plagas y su poder    

 Modo Imágenes

También puedes visualizarlo desde ISSUU pinchando en la imagen de abajo.

issuu

Trabajo de traducción realizado por Zoer.

ai
Copyright © 2001-2019 - Resident Evil Center  - Todos los derechos reservados.